Glovo prueba sus nuevos robots repartidores y genera polémica en redes sociales

  • Se trata de un proyecto piloto que se ha probado en un hub ubicado en Villaverde, Madrid
  • Los usuarios han criticado a la compañía y han mostrado su descontento a través de Twitter
Glovo reparto robots polemica

La aplicación de la Ley Rider promulgada por el Ministerio de Trabajo y Economía Social ha alterado la actividad de las empresas de reparto. Este nuevo marco legal obliga a la contratación de los repartidores como asalariados en aras de evitar que trabajen como falsos autónomos, algo muy extendido entre empresas del sector delivery. Tanto es así que, días antes de la aprobación de esta normativa, Deliveroo puso fin a su actividad en España

Ahora, las compañías que continúan prestando servicios en este ámbito deben adaptarse a un nuevo paradigma. Para continuar innovando en el sector delivery y explorar nuevas fórmulas de reparto, Glovo se ha asociado con la empresa española Goggo Network para lanzar sus propios robots repartidores. 

Así son los robots repartidores de Glovo

Los robots de Glovo tienen forma de gran caja amarilla con sobreimpresiones de la compañía y pueden recorrer las calles gracias a las cuatro ruedas situadas en su base. Su interior está acondicionado para el transporte de mercancías, incluyendo alimentos. 

De momento, este proyecto de Glovo y Goggo Network se encuentra en fase piloto. Las primeras pruebas de estos dispositivos se han realizado en La Nave, un hub de emprendedores ubicado en el barrio de Villaverde en Madrid. 

Los robots de Glovo se presentaron en un sandbox junto a otros proyectos

La futura implementación de estos repartidores robóticos, y de otros sistemas de transporte autónomos, podrá testearse en el citado espacio de la asociación Madrid Futuro destinado a proyectos de movilidad que cuenta con el apoyo del Ayuntamiento de Madrid. Además del robot de Glovo, este sandbox también acoge otros proyectos como un coche autónomo o un food truck que funciona por cuenta propia. 

Sobre la presencia de esta innovación de Glovo en el sandbox de Madrid Futuro, Elisa Caballero, Global Head of Engineering Strategy and Operations de Glovo, aseguraba que “desde Glovo nos sentimos orgullosos de poder sumarnos como partner tecnológico al proyecto de Madrid Futuro”.

La tecnología y la economía digital suponen una gran oportunidad, especialmente cuando se impulsan desde la colaboración público-privada

Elisa Caballero (Glovo)

Críticas al proyecto en redes sociales

Aunque los repartidores no humanos de Glovo no tienen prevista su implementación en un futuro próximo, esta iniciativa ha causado un gran revuelo en redes sociales. Los usuarios han plasmado en las últimas horas su animadversión ante la posible proliferación de carros de reparto en sustitución de los trabajadores a pesar de que, inicialmente, necesitarían de operadores para poder ejecutar algunas acciones, por lo que no serían totalmente autónomos