Formulario de búsqueda

Esta empresa quiere que vayas a su entrevista de trabajo mostrando tu estilo de verdad

Compartir en:

Esta empresa quiere que vayas a su entrevista de trabajo mostrando tu estilo de verdad

  • Isehan, un fabricante de cosméticos japonés, anima a los candidatos a mostrar su verdadero estilo en las entrevistas de trabajo
  • Con un gesto tan sencillo, la marca conecta en última instancia con las necesidades humanas del consumidor

El posicionamiento de una marca puede mostrarse con acciones externas, pero la cultura de una empresa se demuestra con hechos sólidos. Uno de los más importantes es todo aquello que tenga que ver con su proceso de contratación y sus empleados (que deberían ser, en última instancia, tan o más valiosos que sus clientes).

La iniciativa se ha lanzado en Japón, un país donde se espera que los candidatos a puestos de trabajo vistan de una manera discreta

En este contexto se lanza “Face Hiring”. Es una iniciativa del grupo japonés Isehan, un fabricante de cosméticos. Se ha puesto en marcha de cara a las nuevas contrataciones de 2020, pero el proyecto no es lo que puede parecer a primera vista viniendo de una empresa de cosméticos.

Esto no es un esfuerzo por parte de la marca de belleza para atraer a candidatos basados en su imagen, sino todo lo contrario. La campaña anima a los candidatos a las distintos puestos a aparecer en la entrevista de trabajo con la ropa, el estilo, o el maquillaje que de verdad muestran y reflejan su personalidad.

Conviene indicar que esta iniciativa se ha lanzado en Japón, un país donde se espera que los candidatos a puestos de trabajo vistan de una manera discreta. Hablamos de una vestimenta profesional, colores simples y monocromáticos, con coletas sencillas y poco maquillaje para las mujeres.

¿Qué aprendizajes podemos obtener de este proyecto?

  • La cultura es la marca. Siempre ha sido así, pero especialmente en el mundo digital. Tu cultura interna debería ser tan importante o más que tu marca externa, porque lo primero termina construyendo lo segundo.
  • Acaba con las convenciones. Las marcas son elementos vivos dentro de una sociedad, y deberían actuar como tal. Por eso pregúntate, no importa el país o sociedad en el que desarrolles tu actividad, ¿hay alguna regla desfasada que puedas cambiar para hacer de este un mundo mejor el día de mañana?
  • Ve a lo más profundo. Y eso nos lleva al último punto. Isehan vende maquillaje. Pero en realidad hace mucho más. La marca conecta en última instancia con las necesidades humanas del consumidor: desde identidad hasta status o sentimiento de pertenencia. Le está diciendo a sus empleados, y por consiguiente a sus clientes, “te entendemos”. Y en ese momento todo cobra sentido.