Formulario de búsqueda

Google sigue los pasos de Apple y dará a los usuarios más información sobre sus datos en la Play Store

  • La compañía pedirá a los desarrolladores que especifiquen en la Play Store cómo gestionan la información que recopilan
  • Pone de plazo hasta 2022 y opta por una vía más informativa y menos restrictiva que la de Apple

La privacidad y el control de los datos que comparten los usuarios se han convertido en prioridades para los principales desarrolladores tecnológicos. Desde hace unas semanas, Apple ofrece a sus usuarios bloquear el rastreo de datos a través de la opción App Tracking Transparency, un posicionamiento que seguirá Google, aunque con una estrategia diferente. La compañía obligará a los desarrolladores de aplicaciones de su Play Store a proporcionar más y precisa información sobre el uso que cada uno de estos programas hace de los datos de los usuarios.

Google pedirá a las apps que informen de si recopilan el email, los contactos o la ubicación

Para cumplir con los nuevos requisitos de la Google Play Store, los desarrolladores tendrán todo el segundo semestre de 2021 para explicar en las fichas de sus productos de modo claro y preciso si las aplicaciones recopilan datos como los contactos, la ubicación o la dirección de correo electrónico. A diferencia de Apple, que plantea una pregunta directa a los usuarios sobre si quieren o no ser rastreados por las aplicaciones, Google permitirá a los que comercializan servicios a través de su plataforma dar las explicaciones pertinentes de por qué y cómo utilizan los datos.

“Al igual que sucede con los detalles de la aplicación, como capturas y descripciones, los desarrolladores son responsables de la información divulgada en su sección. Por eso Google Play introducirá una política para que proporcionen información precisa al respecto de la privacidad”, ha declarado Suzanne Frey, Vicepresidenta de Producto, Seguridad y Privacidad de Android, quien ha avanzado que si descubren que un desarrollador ha tergiversado los datos que ha proporcionado “y está violando la política, le pediremos que lo corrija. En caso de que las aplicaciones no cumplan con las demandas, podrán ser eliminadas”.

Así pues, la estrategia de la tecnológica está enfocada en suministrar la mayor cantidad de información al usuario sobre el uso de cada aplicación para que decida. De igual modo, en las previsualizaciones de Google Play Store deberá quedar indicado quién es desarrollador principal y si hay terceros implicados en la gestión de los datos recopilados. Toda esta información estará en una sección propia en la que se especificarán otros datos tal que los requerimientos para que una aplicación sea clasificada como infantil.

El usuario también sabrá si puede borrar sus datos cuando termine de usar la app

En cualquier caso, con toda esta información, el usuario tendrá en su mano cómo quiere compartir sus datos, definiéndose en las características del producto igualmente si puede borrarlos en caso de que decida desinstalar y eliminar la aplicación de su dispositivo. Asimismo, los desarrolladores tendrán que dar cuenta si un tercero se ha encargado de certificar la seguridad del servicio. Todas estas medidas son de carácter obligatorio y podrían conllevar el bloqueo o suspensión de una aplicación en caso de incumplimiento.

Google no permitirá usar mayúsculas o emojis como gancho

Además de esta nueva iniciativa, enfocada en la seguridad y privacidad de los usuarios, Google está revisando la forma en que las aplicaciones se presentan en su Play Store. Así, no podrán usarse trucos para llamar la atención y atraer a usuarios como son escribir palabras en mayúsculas o el uso de emojis. Sobre este requerimiento no hay una fecha exacta para su implantación, aunque podría adoptarse paralelamente a la nueva política de privacidad.

En cualquier uso, esta revisión del uso de los datos afectará, como en el caso de App Tracking Transparency de Apple, a los ingresos de los desarrolladores, que verán cómo sus ingresos bajan con el rechazo de los usuarios a compartir sus datos con terceros, un recurso utilizado para diseñar campañas de marketing y publicidad más personalizadas.

Hasta el momento, casi el 90% de los usuarios de Apple que se han descargado el sistema iOS 14.5 han rechazado ser rastreados por las aplicaciones con solo responder al aviso que aparece cada vez que un usuario se descarga un programa, de ahí que la táctica de Google -que tiene mayor dependencia de los ingresos publicitarios- sea la de aportar más información y filtrar aquellas aplicaciones que no cumplen con los requisitos impuestos.