Síguenos en:
Actualidad e Investigación sobre Marketing, Publicidad, Empresa y Tecnología
El producto o el servicio se puede copiar, la cultura empresarial no
Compartir en:

El producto o el servicio se puede copiar, la cultura empresarial no

Carina Szpilka dejó su cargo al frente de ING Direct el pasado mes de octubre. "Ahora soy emprendedora". Y en su nueva faceta tiene muchas historias que contar. Os traemos algunas de las mejores.

Reason Why Reason Why logo

Carina Szpilka ha trabajado durante 13 años en ING Direct, primero como directora de ventas y atención al cliente, luego en el negocio hipotecario. Tras un paréntesis de dos años que pasó en Francia para digir la entidad gala, Carina volvió a España como consejera delegada de ING Direct España.

 

Su lema siempre ha sido: "Hagamos las cosas mejor para nuestros clientes y para todos los que trabajamos y seamos un ejemplo de cómo cambiar las cosas".

Hace dos meses Carina decidió hacer un alto en su camino y repensar cómo enfocar su carrera con lo aprendido hasta ahora. "Ahora soy emprendedora, pero tengo detrás una historia de 15 años muy bonita".


La historia de Carina en ING Direct

En 1999 la banca era aún más rancia que hoy y sólo funcionaban las sucursales. Los bancos no daban ninguna rentabilidad.

Lo que se hizo en ING Direct fue coger un producto muy sencillo, la cuenta de ahorro, quitarle las comisiones y añadirle la alta rentabilidad. Esta fue la gran innovación que hizo ING Direct, y la gente lo percibió como rompedor.


Pero lo realmente diferente en ING Direct era la filosofía que había detrás de la empresa: los costes del banco eran más bajos así que compartían el ahorro con los clientes dándoles unas condiciones mejores.

ING Direct fue la primera marca que quiso compartir parte de su beneficio con los clientes. Ahí fue donde surgió el concepto de "Tu otro banco", en el momento en el que el cliente pasó a estar en el centro. Y así se ha mantenido esa filosofía hasta el punto de que ING Direct cuenta a día de hoy con su propio Manifiesto Empresarial.




Y es que la cultura empresarial es la que hace distinta a una empresa. El producto o el servicio se puede copiar, pero la cultura empresarial no.

 

 

¿Cómo es el líder de hoy en día?

Para conseguir esa cultura empresarial distinta, que nadie pueda copiar, es necesario contar con unos buenos líderes en las empresas. Para Carina, deben tener las siguientes características:


We are challengers: la banca en España se ha visto forzada a mejorar un poco a raíz de la aparición de ING Direct. Toda empresa debería proponerse como reto hacer mejor a la competencia y a la sociedad en general.

We are accesible: hay que ser accesibles al mundo exterior, a los consumidores, a los que no están dentro de la cultura empresarial.

We are passionate executors: la pasión mueve montañas. No hace falta decir más ;)

We are the good guys: puede sonar absurda, pero esta frase es la más importante. Trabajar con buenas personas es lo que más ha determinado la cultura empresarial de ING Direct, es lo que hace que haya una verdadera vocación de servicio a la sociedad.

 

Cuando las empresas saben cuál es su propósito y razón de ser, tienen un buen trozo de terreno ganado. Esto, junto con la cultura empresarial, es la clave del éxito de una marca. 

 

 

Las nuevas 4P del Marketing

Teniendo en cuenta todo lo anterior, Carina nos ha enumerado las que, según ella, son las nuevas 4P del Marketing:

Personal

Próximo

Participativo

(con) Propósito

 

“Transformation is a constant”

Para poder aplicar todo lo anterior Carina ha asegurado que el cambio es la nueva constante. "Hay que actualizarse sin parar, estar en evolución. Hoy en día o molas o eres barato". Y para "molar" hay que experimentar, probarlo todo. Ya no estamos en los tiempos de certeza de antes, todo cambia de manera constante.


Pero la revolución digital que estamos viviendo, además de cambios constantes, nos ha dado todavía más herramientas para humanizar la marca: hay que aprender a conectar, a compartir y a cuidar de los equipos y clientes.La tecnología es una buena herramienta para conseguirlo.

Además, con HUMILDAD Y EMPATÍA es más sencillo alcanzar esa meta.

Comentarios

Añadir nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.