Formulario de búsqueda

"Pienso, luego Actúo" evoluciona para dar protagonismo al usuario

  • Es la primera plataforma social que da visibilidad a iniciativas emprendedores sociales y da protagonismo al usuario
  • "Pienso, luego Actúo" ha llevado a cabo un rediseño estratégico de su plataforma social para empoderar al consumidor

Pienso, luego Actúo”, el proyecto co-creado hace dos años entre Yoigo, la agencia de innovación social Innuba y la agencia de medios Spark Foundry que reúne algunas de las iniciativas puestas en marcha por particulares, asociaciones o empresas para generar impacto positivo en las distintas esferas, ha decidido evolucionar y presentarse como una herramienta facilitadora para conectar al usuario con las causas que realmente le importan.

El proyecto ahora parte de la base de que todos somos “actúers”

El proyecto ahora parte de la base de que todos somos “actúers”, entendiendo esta palabra como el que piensa y actúa en favor de los demás. Todos, en mayor o menor medida, reciclamos, subimos la compra a la abuela del sexto, colaboramos con alguna ONG o apoyamos el comercio local.

Y la plataforma también quiere reivindicar la importancia de estas acciones, que han adquirido aún más relevancia con la crisis sanitaria, tal y como nos contó Ana Torres, Directora de Marca y Publicidad de Grupo MASMOVIL, en una tertulia retransmitida a través de LinkedIn Live. "Hace tiempo que veíamos que trascender como marca, ofrecer algo más que productos y servicios, era una necesidad social, un insight del consumidor. El coronavirus solo lo ha acelerado", explicó entonces.

Rediseño de la plataforma

Con el objetivo de despertar y potenciar ese gen “actúer”, "Pienso, luego actúo" ha llevado a cabo un rediseño estratégico de su plataforma social para empoderar al usuario y convertirle en protagonista del cambio y del impacto positivo.

La plataforma se ha reformulado para permitir a los usuarios adoptar un papel totalmente activo

José Carnero, cofundador y Chief Creative Officer de Innuba, ha explicado que no hace falta convertirse en emprendedor social o fundar una ONG para ser "actúer". "Ese es uno de los mensajes esenciales que queremos trasmitir con la nueva herramienta de “Pienso, luego Actúo”, en la que los impulsores de los proyectos sociales comparten protagonismo con el usuario. Este puede colaborar, inspirarse e, incluso, proponer o compartir sus propias ideas para pasar a la acción. Todos podemos contribuir a cambiar la realidad”.

Así, esta plataforma se ha reformulado para permitir a los usuarios adoptar un papel totalmente activo, conectando de forma más real y más tangible a los usuarios con las iniciativas de emprendedores sociales que un día decidieron cambiar el mundo.

Se convierte en una herramienta facilitadora

Esta nueva plataforma se ha convertido en uno de los pilares del grupo y ha provocado que la consideración de marca de Yoigo haya mejorado en un 20% y un 60% la preferencia por parte del consumidor. Ahora, va más allá de crear contenido multimedia y multiformato a modo de altavoz de iniciativas sociales y se presenta  como una herramienta facilitadora de ese “Actúa”.

A través de esta plataforma, el usuario podrá acceder a nuevas posibilidades como el realizar todo tipo de donaciones, inscribirse a voluntariados o hacerse socio de un proyecto social. Todo a golpe de clic. "Ahora hemos dado un paso más para seguir construyendo una iniciativa social real que pone a las personas en el centro y que nos empodera a todos y todas para construir un mundo mejor”, ha añadido la Directora de Publicidad, Medios y Marca de Grupo MASMOVIL.

Por otra parte, esta nueva herramienta categorizará los proyectos por temáticas con el objetivo de adaptar las búsquedas a las preferencias del usuario. En este sentido, "Pienso, luego Actúo" se convierte en la primera plataforma social que da visibilidad a cientos de iniciativas de emprendedores sociales y que da al usuario un rol protagonista

En esta línea Marina Huergo, Directora de la cuenta en Spark Foundry ha añadido que “la clave de la nueva web ‘Pienso, luego Actúo’, en el que se entremezcla el contenido de las historias con la búsqueda de iniciativas sociales, es que cualquier persona sea consciente de que puede ser protagonista del cambio y de que este cambio está en los pequeños detalles, en los pequeños pasos que damos en nuestro día a día”.

Nuevas historias para pasar a la acción 

Este nuevo planteamiento de ‘Pienso, luego Actúo’ trae consigo nuevas historias de cientos de personas anónimas que se han alzado contra el status quo y han puesto en marcha iniciativas de emprendimiento social para innovar y cambiar el mundo.

Según explican desde la plataforma, estas historias están protagonizadas por personas empeñadas en luchar contra problemas sociales y conseguir un impacto social positivo. Estas son algunas de sus historias:

  • David y Víctor, estudiantes de Informática que decidieron elaborar un mapa con todos los puntos donde se pueden encontrar cajas de comida para quien las necesite.

Somos campus.

  • Víctor, criminólogo, que pensó que las pajitas contaminaban demasiado y tuvo la idea de hacerlas comestibles.

  • Ana Cristina Herreros, “cuentista” profesional que rescata la tradición oral de comunidades africanas para editar libros preciosos de cuentos cuyos beneficios van destinados a desarrollar proyectos sociales en África.

  • Lorena y Roser, dos modistas que se hartaron del fast fashion y se tiraron a la carretera con una caravana para ir arreglando prendas por los pueblos.
  • Pepe Olmedo que, a través de la música, trabaja la nostalgia y recupera la sonrisa de los enfermos de Alzheimer.

Más info.: Pienso, luego actúo.