Formulario de búsqueda

MONO Madrid brinda por el reencuentro con una acción solidaria

Compartir en:

MONO Madrid brinda por el reencuentro con una acción solidaria

  • Se trata de una colaboración con las bodegas Viñas Familia Gil para la comercialización de un vino solidario
  • Las etiquetas se han diseñado ad hoc para el proyecto por el ilustrador 72 kilos

Las iniciativas solidarias no han dejado de surgir durante los pasados meses como una respuesta de la sociedad a las consecuencias de la crisis sanitaria del coronavirus. Ahora que las cifras de contagio parecen remitir, lejos de detenerse, siguen surgiendo los proyectos que tratan de apoyar la vuelta a la normalidad en España.
Es el caso del grupo de bodegas Viñas Familia Gil, que ha decidido lanzar una edición especial de sus vinos con fines solidarios. Se trata de una colaboración con la agencia creativa MONO Madrid y el ilustrador 72 kilos, cuyos beneficios irán destinados a la Federación Española de Bancos de Alimentos.

La edición limitada celebra el momento en el que se vuelvan a producir eventos sociales

La edición limitada creada para esta ocasión se compone de una variedad de vino tinto y otra de vino blanco. Con ellas, las bodegas buscan inyectar un soplo de esperanza y ánimo entre los familiares y amigos de los afectados por el COVID-19 para celebrar el momento en el que vuelvan las reuniones y los brindis.
Por otro lado, en un momento en el que los efectos económicos de la crisis empiezan a hacer estragos, quieren apoyar a las familias más afectadas mediante la donación de los beneficios generados a la Federación Española de Bancos de Alimentos.

Jorge Fesser, Director General de MONO Madrid explica: “La idea surge como un proyecto personal a partir de una circunstancia familiar que mucha gente está viviendo. Tras varias semanas con mi padre ingresado en la UCI, se me ocurrió crear una edición limitada del vino con el que brindaríamos el día que se recuperase. Fueron cinco largas semanas ingresado en la UCI, pero al final venció. Así, charlando con mi amigo ilustrador Óscar, le fuimos dando forma juntos hasta dar con el diseño final”.

Las etiquetas de las botellas se han diseñado ad hoc para el proyecto por el ilustrador 72 kilos, que destaca por sus mensajes de optimismo y esperanza que publica en redes sociales.
Las botellas además permiten la personalización de la etiqueta, ya que se puede escribir el nombre de la persona con la que se espera compartir el vino.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Mi país favorito.

Una publicación compartida de 72kilos (@72kilos) el

El ilustrador Óscar Alonso, más conocido como 72kilos, apunta: “Los proyectos crecen si colaboramos. Tenemos la suerte de que nuestras casas están conectadas por amistad e internet, facilidades para colaborar. Cuando me llamó Jorge para dibujar las etiquetas de un vino que iba a unir a gente distanciada, me sumé al instante. Yo quiero hacer proyectos así siempre. Tienen alma. Y quería que un poco de mi alma se pegara también a esta gran idea”.

Miguel Gil, Director General de Viñas Familia Gil, asegura que “una vez pasado el pico de la crisis sanitaria, viene una crisis no menos preocupante: la económica, que va a dejar a millones de familias en nuestro país en una situación muy delicada. Por tanto, cuando nos plantearon este proyecto, sólo pusimos una condición para participar: queríamos aprovechar la energía positiva que desprende para aportar nuestro granito de arena y apoyar a los colectivos más vulnerables”.

Más info.: Bodegas Viñas Familia Gil