Formulario de búsqueda


La publicidad exterior de Zaragoza se queda sin dueño

Compartir en:

La publicidad exterior de Zaragoza se queda sin dueño

  • El contrato municipal, valorado en unos 58 millones de euros, se ha quedado sin ofertas
  • Actualmente lo gestiona JCDecaux, empresa que lo ha llevado estos últimos años

Nadie quiere gestionar la publicidad exterior de Zaragoza. El contrato municipal propuesto por el Ayuntamiento de la ciudad tiene un valor estimado de unos 58 millones de euros. Aún así, se ha quedado sin ofertas.

La propuesta de publicidad exterior del ayuntamiento de Zaragoza

El proyecto presentado por el Ayuntamiento incluye el suministro y mantenimiento de buena parte del mobiliario urbano de la ciudad, entre los que se encuentran las marquesinas, postes con reloj y termómetro, aseos, mupis y paneles digitales.

El contrato municipal está valorado en 58 millones de euros con una duración de 10 años

El Ayuntamiento saco el concurso en febrero, y los interesados tenían de plazo hasta el 2 de abril para presentar sus propuestas. El contrato tiene un valor estimado de 58,7 millones de euros, con una duración de 10 años. Y la empresa debía pagar al Consistorio un canon mínimo de 7,4 millones de euros.

Pero además había que realizar ciertas inversiones en el mobiliario urbano de la ciudad. Entre las medidas se encuentran comprar, instalar y mantener 550 marquesinas, más diez adicionales anuales desde el cuarto año del contrato. Además hay que colocar 65 mupis con contenedor de recogida de pilas usadas, 170 normales y 15 soportes con tecnología digital para información institucional del Consistorio. Por último incluye 40 relojes-termómetro, 8 aseos y 30 soportes de tamaño medio.

¿Quién gestiona la publicidad exterior de Zaragoza ahora?

Actualmente el contrato lo lleva la empresa francesa JCDecaux. Según informa Heraldo, la compañía informó por carta en abril que no presentaría ninguna oferta. El motivo es que “en la actualidad no resulta factible desarrollar una oferta coherente y ajustada económicamente”.

jcdecaux