Formulario de búsqueda

Una empresa de Hong Kong busca experto en Animal Crossing para crear su propia isla

Compartir en:

Una empresa de Hong Kong busca experto en Animal Crossing para crear su propia isla

  • El videojuego se ha convertido en todo un fenómeno durante los meses de confinamiento
  • Es una forma de dar a conocer o reforzar una marca, así como algunos de sus productos

Animal Crossing: New Horizons continúa consolidándose como un escaparate para las marcas.
Si a principios de mayo era Sentonsa Development Corporation la que anunciaba el lanzamiento de su propia isla en el juego, ahora es el turno de la empresa de alimentación Yummy House.

Durante la cuarentena, este videojuego se ha convertido en todo un fenómeno, superando los 55 millones de unidades vendidas para Nintendo Switch este mismo mes de mayo. Por ello las empresas están empezando a ver las ventajas de abrirse a una especie de branded islands (islas de marcas).

_alt_

Anuncio de Yummy House para buscar al diseñador de su isla

Esto ha animado a Yummy House (empresa con ocho establecimientos en Hong Kong) a lanzar un anuncio para dar con un experto en el juego que le ayude a construir un espacio atractivo y divertido para los usuarios, a cambio de 20.000 dólares de Hong Kong (unos 2.387 euros).

Desde la compañía de alimentación explican que la idea nació a raíz del coronavirus, pandemia que está teniendo un fuerte impacto en el sector laboral y económico de la región. Con esta iniciativa, además de dar trabajo a alguien, la compañía activa una campaña de marketing con la que puede dar a conocer su marca y productos.

De momento, desde Yummy House aseguran que han recibido más de 200 solicitudes, el 80% de las cuales proceden de Hong Kong, y el resto de otros países como Estados Unidos, Taiwán, Malasia o Japón. La mayoría de los solicitantes son artistas, diseñadores gráficos o diseñadores de software.

La naturaleza social del videojuego ha aumentado su popularidad en los últimos meses. El confinamiento ha disparado el número de usuarios y el tiempo de juego, ya que muchos lo han utilizado como una forma de seguir interactuando ante la incapacidad de salir de casa.

El fenómeno también ha calado con fuerza en Hong Kong, trascendiendo las fronteras del puro entretenimiento. Este territorio controlado por China lleva meses viviendo bajo una crispación política que se ha reflejado en el videojuego de Nintendo. Algunos usuarios han popularizado la costumbre de reconstruir escenas históricas de las protestas o han creado pancartas y atuendos propios de las movilizaciones sociales.