Formulario de búsqueda

Airbnb invita a revivir los veranos de EGB ante unas vacaciones más familiares y de proximidad

Compartir en:

Airbnb invita a revivir los veranos de EGB ante unas vacaciones más familiares y de proximidad

  • La compañía sortea una estancia de una semana en una villa en la localidad de Borrassà (Girona)
  • La iniciativa busca potenciar el turismo rural y nacional tras la crisis sanitaria

Tras meses de confinamiento, disfrutar de la tranquilidad y la naturaleza resulta de lo más atractivo. A consecuencia de la crisis del coronavirus, los turistas nacionales tienen previsto disfrutar de sus vacaciones dentro de nuestras fronteras y en familia. Es más, según datos de Airbnb, el 73% de las localidades en España con anuncios en la plataforma recibirán en 2020 una mayoría de viajeros españoles.

El concurso busca fomentar el turismo de proximidad en un verano atípico

Con el objetivo de fomentar el turismo de proximidad, la empresa está invitando a rememorar los veranos de EGB en el pueblo, aquellos años de montar en bicicleta durante todo el día, pasar horas a remojo en el río y disfrutar de las reuniones con los seres queridos. Lo hará a través de un concurso único con el que una familia española podrá ganar una estancia de una semana, desde el 31 de agosto hasta el 7 de septiembre de 2020, en una preciosa villa en la localidad de Borrassà, Girona, equipada con el entretenimiento analógico más puntero (piscina privada, columpios, juegos de mesa y mini-futbolín).

Para participar, las familias deberán acceder a la web airbnb.es/pueblo y compartir cuáles fueron sus vacaciones de la infancia más memorables. Un jurado formado por dos representantes de la compañía y los autores de Yo fui a EGB, Javier Ikaz y Jorge Díaz, serán los encargados de valorar la originalidad de las propuestas enviadas antes de las 23:59 del jueves 23 de julio de 2020. “Estamos muy ilusionados con esta iniciativa de la plataforma Airbnb para recuperar el encanto de los veranos de los ochenta y poder revivir aquellos maravillosos tiempos, sobre todo en un momento en el que, más que nunca, nos apetece desconectar para volver a conectar con la familia y la naturaleza”, explican.

Los pueblos más auténticos

Asimismo, con la intención de potenciar la riqueza turística de nuestro país, la compañía ha identificado los diez pueblos más auténticos para un verano atípico marcado por un turismo familiar y de proximidad. Los destinos se han seleccionado teniendo en cuenta las preferencias de los viajeros, que este año optarán por alojamientos rurales, con piscina y aptos para mascotas, el índice de hospitalidad de los pueblos españoles y el carácter único de cada localidad.

Estos son los pueblos para disfrutar un verano como los de antes:

  • Villamartín: situado en la Sierra de Cádiz, es uno de los pueblos blancos de Andalucía y se ha coronado como la localidad más hospitalaria de España, con un índice del 91%.

Villamartín

  • Montseny: muy cerca de Barcelona y junto al parque natural del Montseny, este pequeño pueblo conmemora cada año un evento llamado “Vot de Poble a Sant Marçal”, que tiene su origen en una peregrinación para agradecer la intervención del Santo contra la peste negra.

Montseny

  • Borrassà: ubicado junto a la Costa Brava, acoge la Feria y Fiesta del alioli de Creixell, una celebración de las mejores versiones artesanales de esta salsa.

Borrassà

  • Villanueva de Algaidas: esta localidad malagueña es la cuna del escultor Miguel Berrocal y la puerta de acceso a fantásticas rutas, como el Camino Mozárabe de Santiago GR7 o la Gran Senda de Málaga. También destaca por su conciencia social, con apoyo a iniciativas LGTBI y proyectos para el acompañamiento de personas mayores que viven solas.

Villanueva de Algaidas

  • Vilafranca de Bonany: en el interior de Mallorca, es conocido por su deliciosa producción de melones, fruto al que dedican un día de fiesta en la que se otorgan premios a los mejores ejemplares y se celebra la competición deportiva “MiniMELOmpíades”.

Vilafranca de Bonany

  • Valencia de Alcántara: se encuentra rodeado de bosques y alcornoques y por un conjunto de 41 dólmenes prehistóricos. Quienes lo visiten no pueden perderse las fiestas de San Bartolomé, ni su recreación de la Boda Regia de la Infanta Isabel con el rey de Portugal, Don Manuel.

Valencia de Alcántara

  • Sonseca: un pueblo toledano para huir de las aglomeraciones, disfrutar del dulce mazapán y viajar al pasado visitando importantes restos visigodos.

Sonseca

  • Alcalalí: más allá de las flores del almendro, los visitantes de esta localidad alicantina podrán descubrir su arquitectura medieval o adentrarse en la ruta del vino.

Alcalalí

  • Antigua: a pesar de encontrarse en la isla de Fuerteventura, sus molinos de viento recuerdan a los de la meseta castellana. Antigua cuenta con un museo dedicado al queso majorero y un entorno natural privilegiado.

Antigua

  • Pelayos de la Presa: su cercanía al pantano de San Juan convierte a este pueblo en el preferido de los madrileños para darse un chapuzón.

Pelayos de la Presa