Síguenos en:
Actualidad e Investigación sobre Marketing, Publicidad, Empresa y Tecnología
Existe un hospital que fomenta la Creatividad
Compartir en:

Existe un hospital que fomenta la Creatividad

El Gates Vascular Institute de Buffalo, N.Y. es un hospital pionero en muchos aspectos. Su distribución y sus trabajadores hacen de él un lugar diferente e innovador. 

Reason Why Reason Why logo

La revista Wired describe al  hospital Gates Vascular Institute de Buffalo, N.Y., como un ”sandwich club”. Una forma divertida de referirse a un hospital que está haciendo un trabajo muy serio. 

El edificio totalmente acristalado se encuentra en el centro de Buffalo y está estructurado por capas. 

 

El hospital clínico ocupa las primeras plantas.

La Universidad de Buffalo ocupa las de más arriba y, en ellas, los investigadores y los médicos trabajan juntos. Su objetivo es conectarlos a ellos y a su trabajo, funcionando como un motor de innovación. 

 

Ya tenemos el pan. Los pisos centrales serían la “carne” del sandwich club.

 

vips-club

 

El edificio, diseñado por Cannon Design, abrió sus puertas en la primavera de 2012. Desde entonces se ha convertido en uno de los referentes en investigación, avances médicos y pacientes tratados con éxito. 

 

La idea es proporcionar al paciente el mejor cuidado y reducir el tiempo en la investigación de las pruebas médicas. 

 

¿Cómo? Juntando a investigadores y médicos en el mismo edificio, algo muy poco común a día de hoy.

La mayoría de las veces se encuentran separados en diferentes edificios con un largo camino entre ellos. 

 

Lo mismo ocurre con las áreas de cardiología, radiología, neurología...dentro de un hospital. “Esta disposición nos ayuda a la idea de compartir  y de facilitar el trabajo” explica Mark Whiteley de Cannon Design, una de las cabezas del proyecto.

 “Lo que queremos es que si tienes una idea, puedas ir a realizarla” añade. 

 

Todo en el Gates Vascular Institute anima a la investigación, la interacción y el descubrimiento.

Existen las llamadas “zonas de colisión” donde los médicos y los investigadores pueden descansar, comer y beber algo. Y también donde llevan a cabo reuniones e incluso sesiones de brainstorming.

 

El centro de actividad es una sala que se extiende desde la cuarta hasta la quinta planta. Aquí es donde todos se reúnen a través de espacios interiores abiertos a los laboratorios, a la sala de conferencias y a una escalera que conecta ambas plantas. 

 

Este ambiente da lugar a crear una sensación de transparencia y fomenta el encuentro y la interacción entre personas. Algo que, de forma paralela, se traduce en Creatividad.

 

Toda la parte superior del edificio está ocupada por los laboratorios. Incluye un centro de investigación clínica y varios espacios diferentes de trabajo. 

La idea es que científicos de diferentes disciplinas trabajen juntos con el objetivo de compartir conocimientos.

Aquí las ideas se desarrollan pero también se construyen y se prueban. Todo en el mismo edificio.

 

Esta filosofía también se traslada a los médicos de diversas disciplinas. Un ejemplo claro sería un paciente con una hemorragia en la cabeza. 

Mientras el neurólogo trata la hemorragia el paciente sufre un paro cardiaco. Encontrar a un cardiólogo llevaría mucho tiempo, pero en este hospital, el cardiólogo llegaría a la sala de operaciones en cuestión de segundos, arreglando el corazón del paciente. 

 

Whitley insiste en que Cannon está trabajando para trasladar estos principios a otras industrias, cómo la electrónica o la farmacéutica. En ambas la idea de compartir espacios sería muy beneficiosa por el tipo de trabajo que tienen. 

 

Y parece que la idea gusta porque una compañía ya está interesada en cambiar sus oficinas en Corea del Sur siguiendo este modelo. 

El objetivo es el mismo: romper los muros físicos para que caigan las barreras mentales y así favorecer la innovación. 

Comentarios

Añadir nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.