Formulario de búsqueda

Los influencers se unen a la "congelación" de Instagram durante 24 horas

Compartir en:

Los influencers se unen a la "congelación" de Instagram durante 24 horas

  • Esta acción forma parte de la campaña  "Stop Hate For Profit"
  • Con ello buscan responsabilizar a las redes sociales del odio en sus plataformas

Cada vez son más las marcas que se unen a movimientos como la retirada de su publicidad en las redes sociales en señal de protesta, dado que estos anuncios aparecen junto a mensajes que incitan al odio o a la violencia. En verano, algunas grandes compañías, como Unilever, anunciaron que no volverían a promocionarse en redes sociales hasta, al menos, final de año, impulsadas por el movimiento Stop Hate For Profit, creado tras el auge del Black Lives Matter.

El parón comienza este miércoles 16 de septiembre

Ahora, Stop Hate For Profit continúa cobrando fuerza y ha promovido una “congelación” en Instagram de 24 horas durante este miércoles 16 de septiembre. La intención es manifestarse contra Facebook por no abordar una clara política para combatir el odio y contra la desinformación electoral en sus redes.

Esta acción ha sido secundada por muchas estrellas de cine e influencers que han anunciado con antelación que se sumarán hoy al parón de publicaciones.
Entre ellas destacan Kim Kardashian West, Judd Apatow, Leonardo DiCaprio, Amy Schumer,  Sacha Baron Cohen, Naomi Campbell, Sarah Silverman, Kate Hudson, Mark Ruffalo, Katy Perry, Aston Kutcher o Michael B. Jordan, entre otros.

Este parón de publicaciones busca protestar contra los discursos de odio y la desinformación electoral en Facebook, especialmente en un momento en el que las redes sociales están jugando un papel fundamental a la hora de concienciar a posibles votantes en Estados Unidos,

Esta idea la comparten todas las celebridades que se han unido a la campaña. Por ejemplo, Kim Kardashian publicaba en Twitter que "la desinformación compartida en las redes sociales tiene un serio impacto en nuestras elecciones y socava nuestra democracia”, para anunciar que se unía a este parón.

La campaña "Stop Hate for Profit"

Esta campaña nació para protestar y crear presión contra las grandes redes sociales, en concreto a Facebook e Instagram, por lo que se considera como una falta de compromiso y preferencia de las "ganancias por encima del odio, la intolerancia, el racismo, el antisemitismo y la desinformación".

La campaña cuenta con el apoyo de 1.200 empresas y ONGs

En verano se logró que muchas grandes marcas como Coca-Cola retirasen su publicidad de las redes y, actualmente, cuenta con el apoyo de más de 1.200 empresas y organizaciones sin ánimo de lucro.

Ahora la campaña se encuentra inmersa en "una semana de acción" durante la que realizarán determinados actos para "detener el odio con fines de lucro".
Uno de ellos ha sido esta “congelación”, en la que según el comunicado oficial se busca visibilizar "el daño que Facebook está infligiendo a nuestra sociedad y a la importancia de votar".